Cómo posicionar tu web en Google

Google es un gran escaparate para las empresas, pero no todas pueden estar en los primeros lugares. El buscador establece pautas que toda web debe cumplir para no ser penalizada y lograr estar entre los primeros puestos de Google. Emplea algoritmos para ordenar y mostrar los resultados de las búsquedas.

Primeros pasos de SEO para tu web

Google ve y analiza todo en tu web, por ello es necesario “escribir en un idioma que pueda entender”, HTML y CSS. Herramientas como WordPress resultan muy útiles si desconoces el lenguaje HTML. También valora el servidor de la web, dónde está alojada, investiga si es fiable o no.

Cuando Google analiza una web busca keywords que definan el negocio y que aparezcan en el contenido. Estas palabras clave han de ir acorde al sector y la actividad de la página. Incluso está muy valorado que aparezcan en el dominio web. Pero hay que tener cuidado con su uso, Google penaliza si esas palabras clave no tienen sentido (keyword stuffing) o si tratas de engañarlo mostrándole un contenido distinto que a los usuarios (cloacking). Sobre este tema resulta interesante la herramienta AnswerThePublic, da la oportunidad de ver qué buscan los usuarios para cada palabra clave y también otras como SEMrush que valoran páginas webs y palabras clave en función del tráfico orgánico y de pago. El propio Google Analytics cuenta con una herramienta para encontrar keywords.

Otra de las cosas a tener en cuenta a la hora de crear contenido en una web es el anchor text, o texto ancla, se refiere a las palabras o frases que se leen encima de un hipervínculo, el texto visible. Parece sencillo, pero es necesario ser cuidadosos al incluir enlaces: Google valora que las palabras del enlace tengan relación con el mismo y castiga duramente el spam, por lo que no conviene abusar de estos hipervínculos. Evitar los enlaces con textos como “leer más”, “haz clic aquí” o directo a una web (“www.”).

Uno de los factores SEO que Google tiene más en cuenta es la velocidad de carga de la web. El hecho de que tarde mucho en cargar puede ser castigado por el buscador, así como el contenido duplicado y los enlaces rotos que no lleven a ningún sitio al pinchar en ellos.

Las acciones de los demás también nos afectan

El linkbuilding está valorado muy positivamente por el buscador. Esta práctica consiste en tener enlaces entrantes en otras webs, por ejemplo, apareciendo en su anchor text. Si estas webs además tienen popularidad en el buscador aporta más aún a tu posicionamiento en Google. Un consejo para lograrlo es crear contenido de calidad, ayuda a que otras páginas nos valoren positivamente y nos vinculen en sus textos. Herramientas como Alexa proporcionan información sobre la posición de una página web dentro del ranking nacional y mundial, así como el número de links que apuntan a una web, entre otras variables.

Google también valora las visitas a la web, por lo que resulta muy interesante utilizar las redes sociales para darnos a conocer y difundir contenidos ya que, aunque no afecten al SEO directamente, sus contenidos pueden aparecer en las páginas de resultados del buscador. Poner etiquetas en las imágenes que aparezcan en la página también ayuda a recibir visitas ya que facilita la aparición en Google Imágenes.

Tener la web preparada para usuarios que accedan desde dispositivos móviles hará que nuestro posicionamiento mejore. Las webs con diseño responsive están mejor valoradas por el buscador.

Ser valorado positivamente por Google es fundamental. Hoy en día la competencia entre empresas por aparecer en este gran escaparate es muy elevada, todos quieren aparecer en los primeros puestos y solo los mejores podrán lograrlo, ¿serás uno de ellos?

Cómo posicionar tu web en Google - Infografía - Planimedia

Cómo posicionar tu web en Google – Infografía – Planimedia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *